Casa de campo bien cuidada con encanto mallorquín

Finca en zona tranquila con mucho terreno

Esta oferta inmobiliaria en Mallorca en ubicación tranquila e idílica ofrece en un extenso terreno de casí 3,4 hectáreas muchas posibilidades. La casa, construido en el año 1952, se ha mantenido en un perfecto estado de conservación con vigas de madera vistas muchos pequeños detalles mediterráneos. El tamaño de la finca permite una edificación de un total de 500 m2. 
Un pozo propio suministra el agua para la casa y el maravilloso jardín con sus árboles típicos de la isla, plantas y flores de todos los colores. Todo el jardín está dotado de un sistema de riego automático. Uno entra en un oasis verde aquí.  
La casa mallorquín mediterráneo alberga actualmente dos dormitorios, un baño, salón-comedor con chimenea, una cocina-comedor con chimenea, coladuría y trastero. Una habitación para invitados ofrece otro dormitorio con baño. Dos cuartos tienen potencial para convertirlos con unas obras en más habitaciones para invitados. La casa de campo está equipado con calefacción central de gasóleo además de las dos chimeneas.  

La piscina está en medio de un pequeño paraíso. Hay una ducha exterior y terrazas para tomar el sol así como un porche si uno busca la sombra.  
En una dependencia de unos 150 m2 que en su día se usó como establo hay suficiente espacio para dejar su vehículo y los enseres de jardín.  
La finca tiene almendros e olivos de edad así como un bosque de pinos con más de 5.700 m2.

lista favoritos ubicación localidad solicitud imprimir atras

solicitar detalles por e-mail

 
* los campos son obligatorios